Düsseldorf

Düsseldorf es una ciudad referente en el mundo de los ciudad de negocios. Su carácter emprendedor, creativo y moderno es el que ha permitido que una ciudad convertida en cenizas tras los bombardeos de la segunda guerra mundial, sea hoy uno de los iconos pujantes de Alemania.

Ciudad de Dusseldorf
Ciudad de Dusseldorf

El río Düssel, afluente del Rhin que se desmembra en cuatro partes al llegar a la ciudad fue el que acabó dando nombre. Después de los romanos vivió un feudalismo en manos de príncipes locales que pugnaban por su control, hasta que el imperio Napoleónico la absorbió, dejando su apodo de la pequeña París.

Capital de la región de Westfalia – Renania del norte, Düsseldorf es un motor económico de primera orden que al mismo tiempo ha invertido en reconvertir su pasado industrial en una ciudad amable. Moderna -y accesible para las personas con movilidad reducida- a la par que cuidadosa con el patrimonio histórico, en Dusseldorf podemos admirar de un buen puñado de propuestas arquitectónicas del siglo XXI de maestros como Frank Ghery.

Edificios Frank Gehrys Häuser
Edificios Frank Gehrys Häuser

Dusseldorf acogió a una de las colonias más importantes de población japonesa en las décadas de los setenta, ochenta y noventa, y aún hoy en día representa una comunidad importante. Muestra de la importancia del “pequeño Japón” en el barrio de Niederkassel donde abundan colegios e institutos que imparten sus clases bilingües en alemán y japonés, es la existencia del EKO-Haus der Japanischen Kultur, un centro cultural con jardines y templo de estilo oriental, que nos sumerge en un viaje a Japón.

Fruto de ese intercambio Dusseldorf se muestra como una ciudad cosmopolita, de mentalidad abierta hacia los extranjeros y siempre receptiva.

Que ver en Dusseldorf

Altstadt, el centro histórico congrega tal cantidad de pubs, restaurantes y cervecerías, que ha recibido el apodo de la mayor barra del mundo. Tres de las plazas más carismáticas de la ciudad se encuentran en el casco viejo: la Burgplatz donde hay que pararse a admirar la expresiva escultura de la Sublevación (Stadterhebungsmonument) y la torre Schlossturm que es el único vestigio del castillo del siglo XIII; la Marktplatz (plaza del mercado) con la estatua ecuestre del príncipe Jan Wellem;  y la Carlsplazt donde también destaca la Iglesia barroca de San Andreas.

Königsalle en el centro de Düsseldorf
Königsalle en el centro de Düsseldorf

Königsalle (avenida del rey) es una bulevar de castaños en torno a un canal y jardines en el centro de la ciudad. A los lados se extienden algunas de las tiendas más lujosas y exclusivas de Düsseldorf. El estilo clásico de las esculturas sobre el canal de Königsalle -Kö para los locales-es perfecto para un paseo al atardecer. No lejos está el primer rascacielos de Alemania, la casa Wilhelm Marz, levantada en los años 20 del siglo pasado.

Asomándose al Rhin, las casas modernistas del barrio Oberkassel, son la antesala a la gigantesca torre del Rheinturm, inconfundible skyline de Dusseldorf.

Siguiendo el curso del río Rhin hacia el sur la antigua zona portuaria e industrial de Medien Hafen (Medienhafen) es hoy el laboratorio arquitectónico de Dussledorf. El antiguo espacio portuario ejerce de esqueleto con sus gruas y raíles de vagonetas, de una piel nueva, gracias a la arquitectura de Frankk Ghery, David Chipperfield o Claude Vasconi, que han permito renovar y ganar para la ciudad esta zona donde ahora abundan las empresas creativas y tecnológicas.

Vistas del barrio de Medienhafen en Düsseldorf
Vistas del barrio de Medienhafen en Düsseldorf

Los tres edificios “danzantes” de Ghery recuerdan a la obra maestra del Museo Guggenheim de Bilbao, y asomados al Rhin parecen tres hermanos siameses con piel diferente.

Hacia el sur de la ciudad está el Classic Remise Düsseldorf, un curioso “museo” de coches, que en realidad es un concesionario donde amantes de los automóviles clásicos compran y venden preciosos coches antiguos. El lugar donde se encuentra es el antiguo taller de los trenes de forma semicircular reconvertido en museo vintage donde también podemos comer o tomar un café.

Classic Remise Düsseldorf,
Classic Remise Düsseldorf,

Al otro lado del Rhin se abre un vasto parque, lugar que funciona como espacio de ocio para los habitantes de Dusseldorf cuando llega el buen tiempo.

Museos de Düsseldorf

Decir que Düsseldorf es una “ciudad de las artes” es poco, porque su predisposición hacia la cultura, en todas sus vertientes es presente tanto en museos, galerías, exposiciones, oferta de ocio, conciertos y una gama inacabable de actividades.

Filmmuseum

El Filmmuseum de Dusseldorf hace un recorrido del mundo cinematográfico desde antes de su aparición hasta la actualidad, con especial atención a la técnica de creación del mágico medio y los efectos especiales.

Museo de Goethe

El famoso escritor alemán, viajero empedernido y poeta célebre tiene un museo en Dusseldorf donde se exponen objetos, manuscritos y otras piezas relacionadas con Goethe.

Museum Kunstpalast

Miró, Dalí, el Greco, Cranach o Warhol entre muchos otros pueblan el museo de Arte, con obras que son la envidia de museos de todo el mundo.

Museos de arte contemporáneo

El siglo XIX y XX tienen varios lugares donde se muestra las obras de artistas germanos y otras exhibiciones temporales de creadores internacionales. Entre ellos destacan el KIT (Kunst im Tunnel – Museo del túnel), el Kunsthalle Düsseldorf, el Kunstverein für die Rheinlande und Westfalen, y finalmente el K20 y el K21 (Kustammlung Nordrhein Westfalen ), dos de los más prestigiosos centros de arte de la ciudad. El K20, o se centra en la segunda mitad del siglo XX, con la evolución del arte después de la Segunda Guerra Mundial; mientras que el K21 repasa la actualidad del siglo XXI con renombrados artistas que usan todo tipo de plataformas visuales.

Otros museos interesantes son el Heinrech-Heine Institu, con temática de artistas de la región del Rhineland, el museo de la cerámica, el museo marítimo dentro de la torre de Burgplatz (SchiffahrtMuseum im Schlossturm), el de Historia (Stadtmuseum),  o el KAI 10 Fundación Arthena, un escaparate para los jóvenes artistas contemporáneos. Uno de los más innovadores y modernos es el Museo Neanderthal, que reproduce la vida de nuestro ancestro tras el hallazgo de los huesos que bautizaron al homínido en el Valle de Neander, al este de Dusseldorf.

No hay que olvidar llevarse un recuerdo de Dusseldorf, y uno de los souvenirs más conocidos es el Radschlagen, que representa a un niño haciendo el pino, algo que se convirtió típico tras la victoria de la batalla de Worrington en 1288, y los niños haciendo este gesto o baile de la alegría.

Carnaval de Dusseldorf

Junto a las vecinas Colonia, Aachen y Bonn, los carnavales de esta región occidental de Alemania son mundialmente famosos. Se dice que aquí hay cinco estaciones cada año, y el Carnaval es una de ellas.

Al grito de Helau! la ciudad se vuelca con su carnaval, y si nos encontramos en Dusseldorf en esas fechas festivas podremos comprobar el ritmo con el que se celebra. El resto del año tendremos que conformarnos con la visita al Museo del Carnaval.

Cerveza Altbier

La cerveza Altbier es a Dusseldorf lo que la Kölsch es a Colonia. La Altbier (literalmente cerveza vieja) se sirve en todos los rincones de la ciudad. Su estilo de elaboración clásico -levadura de alta fermentación y malta oscura- hace que sus adeptos la defiendan a muerte.

Para los amantes de la cerveza es posible llevar a cabo un tour llamado Altbier Safari por algunas de las cervecerías históricas de la ciudad, y mezclarse con la gente local para conocer más sobre la propia historia de Dusseldorf.

Excursiones desde Düsseldorf

A las afueras de la ciudad hay lugares que merecen la atención, como el museo sobre el antiguo castro romano de Haus Bürgel, donde se exponen objetos encontrados en el yacimiento; o el Museo de Ciencias Naturales en el interior del palacio de Benrath. Tampoco hay que olvidarse de visitar el pueblo de Veste Zons, uno de los pocos que conserva su ciudad amurallada. Y si al final hay días de sobra podemos ir hasta Wuppertal, famosa por su tren monoraíl suspendido.

Como llegar a Düsseldorf

Dusseldorf cuenta con un aeropuerto internacional –Flughafen Düsseldorf International, el tercero más importante de Alemania, sumando 180 destinos y 77 aerolíneas operando- con vuelos directos desde España, como por ejemplo Barceloma Girona, Madrid, Valencia, Santander, Palma, Málaga, Alicante o Bilbao.

Otra opción es volar hasta el aeropuerto de Bonn / Colonia y desde allí viajar en tren hasta Dusseldorf.

Oficinas de turismo de Dusseldorf

La oficina de turismo donde se puede adquirir material, mapas y folletos sobre los atractivos de Düsseldorf se encuentra en el centro histórico, Marktstraße esquina con Rheinstraße. Hay otra oficina de turismo en la estación de tren (Hauptbanhof).

DüsseldorfCard

La DüsseldorfCard es la tarjeta turística con la que podremos conseguir ahorrar en nuestra visita a Dusseldorf. Es la manera más barata de ahorrar en la entrada a los museos, tours guiados, y el transporte. Proporciona acceso ilimitado en el metro, tranvías, autobuses y trenes de la ciudad (incluso en los trenes de la zona metropolitana marcada como “A”); entrada gratuita en algunos museos y descuentos en otros. Además con la compra de la DüsseldorfCard se obtiene un kit con información extra para disfrutar las vacaciones.

Actividades y tours en Dusseldorf

Alojamiento y Hoteles en Dusseldorf



Booking.com

Mapa de Dusseldorf

Mapa de los monumentos y puntos de interés de Düsseldorf
Mapa de los monumentos y puntos de interés de Düsseldorf